1920 - 1960

Actos sorprendentes!

The House of Alijn

'Una inmersión en la historia del circo Belga'
Het Huis van Alijn

La pista de circo es el lugar donde el público se divierte y construye un mundo de ensueño. El circo estimula los sentidos. La función es un espectáculo donde la música, la iluminación e incluso, el olor ayudan a crear una atmósfera espectacular. El circo es una experiencia intensa desde el punto de vista de las emociones: se juega con el público hasta hacerle reír, asombrarse y estremecerse. En este mundo de extremos y contrastes no hay lugar para lo ordinario.

Los circos y las ferias fueron durante mucho tiempo, la diversión popular por excelencia. Los circos ambulantes, los trajes resplandecientes de los payasos de cara blanca y los alegres trajes de los artistas hacían al público soñar. Los fascinantes domadores de leones y contorsionistas desafiaban a la imaginación. El impacto que el circo tuvo hace cien años en nuestra cultura fue espectacular. Para muchos, el circo fue escenario de su primer encuentro con animales exóticos. Una puerta al descubrimiento de otros mundos y de otras culturas. Bélgica ha conocido a muchos artistas de circo. El mundo del circo puede ser apasionante, alegre y sumamente atractivo, pero también arriesgado y trágico. De hecho, debido a la complejidad de algunas actuaciones que requerían de una elevada capacidad física y mental,  a menudo se suprimían del espectáculo.

 

ACROBACIA

¡Los ejercicios más audaces que jamás se hayan visto! 

La acrobacia es la base de todas las disciplinas de circo. Desde un payaso que se cae de una silla, hasta un jinete que salta sobre su caballo o un malabarista que da una voltereta hacia atrás mientras sostiene en las manos sus malabares. Todos realizan ejercicios acrobáticos. La acrobacia es lo primero que aprenden los futuros artistas de circo. Los hijos de las familias de circo entrenan ya desde muy pequeños para convertirse en acróbatas, mientras que otros jóvenes descubren su pasión por la acrobacia durante sus horas de entreno en un gimnasio. Muchos de los talentos acrobáticos belgas terminaron en el circo tras haber sido descubiertos por algún director de circo en gimnasios locales. 

Un número acrobático consiste en una serie de posiciones y movimientos diferentes como el salto mortal, la voltereta hacia atrás, la voltereta lateral, el pino y el puente. Cuando estos ejercicios más básicos se combinan con objetos como el balancín o el trapecio, dan lugar a una espectacular maniobra. Para lograr llevarla a cabo con éxito, el acróbata entrena el mismo movimiento una y otra vez con infinita paciencia y gran capacidad de persistencia. Su eterno desafío es alcanzar la perfección. Fuerza, agilidad y equilibrio son características indispensables para un acróbata. Además ¡la valentía constituye un requisito fundamental! 

  ALBERTO

Albert Van Royen (1904-1980) se hizo famoso como Alberto el contorsionista o “The Human Alligator” y como atleta de fuerza Trebla. Sus habilidades como contorsionista fueron las que especialmente atrajeron la atención del público. Era increíblemente elástico, hasta el punto de que podía coger con sus omoplatos todo lo que se proponía. También podía permanecer de pie reproduciendo la forma de una escalera. Alberto solía practicar en su caravana, sobre una mesa pequeña. 

El motivo por el que Alberto creó una segunda actuación como atleta de fuerza Trebla fue porque sabía que no iba a poder vivir del contorsionismo hasta su jubilación. Su mujer le ayudaba en su preparación, que, ciertamente, fue todo un éxito.

MERRY & PETER

Pierre Demeyer (1903-1986) y Marie Colpaert (1907-1968) actuaban en pareja en una obra popular. Interpretaban la historia de un hombre torpe y su sirvienta. Pierre era el empapelador al que todo le salía mal. Se tropezaba, se sentaba con su escalera de mano entre la cabeza y montaba un barullo con el papel de empapelar y la cola. La sirvienta, Merry le intentaba ayudar, pero sólo conseguía empeorar la situación. Entonces era cuando llegaba el punto álgido de la obra, cuando Peter comenzaba a balancearse encima de la escalera y terminaba dando con su trasero en la cara de la pobre Merry. 

Merry & Peter eran muy populares, incluso mucho más allá de las fronteras de Bélgica. 

Entre 1930 y 1944 viajaron por toda Europa con su actuación. Junto con su hijo Hector Demeyer (1925-2011) llegaron a actuar para la Corporación Británica de Radiodifusión BBC como Merry Peter Comp. 

PAYASO

¡Reír! ¡Reír! ¡Reír!

El payaso es uno de los personajes favoritos del universo del circo. Cuando entra en la pista, el público rompe con toda la tensión acumulada durante los números anteriores. Los payasos son divertidos porque intentan ser el espejo del público. Caricaturizan nuestro interior y ridiculizan el comportamiento humano. A pesar de que los payasos adoptan un comportamiento torpe y descuidado, su actuación es el resultado de un entrenamiento intensivo. 

Posiblemente, de todos los artistas de circo, el payaso es el que recibe la formación más completa. No basta con tener talento cómico, sino que también se requiere un perfecto control del cuerpo. No obstante, el más importante de los talentos es otro: un buen payaso debe ser capaz de emocionar al público. Ninguna otra actuación o disciplina en el circo depende tanto del público como la actuación de los payasos.

BABUSIO'S

Los hermanos antuerpienses Charles y Eugène Babusiau fueron unos reconocidos gimnastas. Desde el año 1900 actuaron en diversas pistas de circo con un innovador número acrobático. Fue una de las primeras parejas capaz de sostenerse uno encima del otro, sobre sus cabezas. Los hermanos eran capaces de cargar, adicionalmente, con una barra de pesas de 70 kg. 

Tras diez años de trabajos acrobáticos, el hermano menor Eugène llegó a pesar tanto, que esto le impidió seguir siendo el que se sostenía encima. Por ello, aunque continuó realizando trucos de equilibrio con otros compañeros, también comenzó una impresionante carrera como payaso. Su primer compañero fue el payaso español Manolo. Posteriormente, dirigió un grupo musical de payasos donde él mismo actuaba como el payaso de cara blanca Babusio.

Su mujer e hijos también terminaron estando conectados al mundo cómico. Babusio realizaba un número increíble y original con un coche que explotaba. Durante meses Babusio trabajó con este pequeño auto. Del hueco del radiador sobre la cubierta del motor salía disparado un chorro de agua, lo cual constituía el punto culminante de la actuación. Uno de los payasos se sentaba sobre el hueco con la intención de taparlo, pero el agua seguía saliendo disparada sobre su cabeza. Babusio fue el creador de este truco que posteriormente, sería imitado en multitud de ocasiones.

ANIMAL TRAINER

¡Estupenda casa de fieras! ¡Magnífica caballería!

Los espectáculos con animales se remontan al origen del circo. El jinete británico Philip Astley (1742-1814), considerado padre fundador del circo, empezó en el año 1769 con muestras de equitación. Él fue quien construyó en Londres un anfiteatro con una pista circular. Esta forma circular tenía la ventaja de que tanto jinete como caballo, podían permanecer en todo momento dentro del campo visual del público. Por otro lado, era más fácil permanecer erguido en un caballo si se cabalgaba en círculos.

El éxito de la misma fue tal, que la pista circular con arena y serrín, sigue constituyendo, a día de hoy, una característica esencial del circo. Durante mucho tiempo, los caballos fueron los únicos animales en la pista. Tuvieron que pasar muchos años para que otros animales como elefantes o leones, entraran en escena. Muchos circos eran dueños de un gran zoo, la casa de fieras, que viajaba junto con los artistas y se exponía al público antes o después de la función. Algunos animales eran transportados en auténticas jaulas, pero la mayoría de los establos eran de lona. La visita a la casa de fieras era para muchos casi tan excitante como el espectáculo en sí, ya que era la primera vez que tenían la oportunidad de ver a esos animales. 

Jim Roose

Jim Roose (1896-1968) nació en el seno de una familia de feriantes y artistas de circo. Actuaba como boxeador en la carpa de su padre. Durante los años 20 y 30 realizó diversas giras con diferentes caravanas y carpas de baile. Poco a poco iba convirtiendo estas caravanas y carpas en casas de fieras, dado que también quería mejorar sus habilidades como adiestrador de leones y osos. Roose disponía de un verdadero talento como domador, y ello le hizo convertirse en una gran estrella. Su nombre artístico era “Captain Jim Roose”. Para su actuación vestía un traje de soldado de legión. 

Durante la Segunda Guerra Mundial la policía mató a sus osos y a algunos de sus leones. Permaneció trabajando con tres leones. En el año 1942 Jim Roose fue contratado como domador en el Circo Libot. También trabajó en el Circo Semay. El punto culminante de su actuación con los leones era el “beso muerto”, en el que el Capitán besaba a uno de sus leones en la boca. A pesar de su talento y experiencia, en diversas ocasiones, Roose sufrió lesiones por parte de sus animales. Sus empleados se expusieron también alguna vez ante el peligro. 

Así, en el año 1939, mientras Jim Roose estaba en su casa de fieras, en la feria gantesa, un trágico accidente tuvo lugar. La bailarina Aïcha, que debía actuar en la jaula del león, fue atacada por una leona.

MISS LEROY

Antes de llegar al Circo Demuymck, Mariette De Coninck (1920) nunca antes se había subido a un caballo. El director Gustaaf Demuynck trabajó con ella hasta convertirla en una profesional de la equitación, deviniendo una talentosa adiestradora. Como nombre artístico eligió “Miss Leroy”, una simple traducción al francés de su apellido. 

Gracias a su creatividad, sus números eran siempre la guinda final en el programa del circo, siendo destacados los números como “El caballo y la bailarina” y “El salto sobre la mesa secreta”. 

MALABARISTA

El Arte del Malabarismo

Desde tiempos inmemoriales y prácticamente, en cada rincón del mundo se ha practicado el arte del malabarismo. Este arte consiste en el manejo de objetos: lanzarlos al aire y capturarlos de nuevo. El truco está en manejar el mayor número de malabares posible de la forma más rápida posible. Durante mucho tiempo, el malabarismo era un arte popular entre artistas callejeros ambulantes que actuaban en ferias anuales o en posadas. Hoy en día, los malabaristas siguen presentes en festivales de teatro callejeros. Para el primer director de circo Philip Astley (1742-1814), estas actuaciones eran muy apropiadas como entreactos, por lo que hacía que los malabaristas actuaran mientras el cambio de los espectáculos ecuestres tenía lugar. 

Para conseguir un puesto de trabajo, un malabarista debía ser un buen artista y ser capaz de realizar un espectáculo atractivo. De ahí que siempre tratara de distinguirse del resto a la vez que intentaba superarse  a sí mismo. Para alcanzar un mayor nivel de perfección o llevar a cabo una actuación más original, necesitaban practicar cada día durante horas. Algunos malabaristas se especializaban en malabares pesados: utilizaban, por ejemplo, balas de cañón en lugar de bolas de goma. Por su parte, los malabaristas up-tempo trataban constantemente de acelerar el ritmo de su actuación. 

THE VEKO'S

Jan (°1903) y Jenny Van der Veken formaron el dúo malabarista “The Veko’s”. Ya desde muy pequeño, Jan Van der Veken no podía quedarse quieto. Era un chico ágil y fuerte que se sostenía constantemente sobre sus manos y hacía acrobacias continuamente. En casa le llamaban “nuestro tremendo”. Fue descubierto como un talentoso acrobático aunque, a pesar de ello, su afición le condujo al malabarismo. Rápidamente comenzó a actuar en salas y circos como el “malabarista John Vekos”. 

Al principio le ayudaba su mujer Jenny, pero ella también mostraba un talento innato hacia el malabarismo por lo que, finalmente, terminaron actuando como el dúo “The Veko’s”. De manera periódica trabajaban junto con otra pareja de malabaristas, Corneel y Muguette Van Hummelen. El nombre artístico del cuarteto era “The 4 Veko’s”. 

John Vekos actuó durante 65 años como malabarista en diferentes escenarios y pistas.

MAGOS

Maestros del secreto y el misterio

Los magos dominan el arte de lo aparentemente imposible. El público mira asombrado y se pregunta: “¿Cómo es posible?”. Nos asombramos de lo que creemos estar viendo y nos olvidamos de que se trata de un truco de magia.  Los trucos de magia constituyen el arte callejero y teatral por excelencia. Hasta cerca del año 1880, los magos no aparecieron en la escena del circo. Muchos magos profesionales preferían los teatros de variedades para actuar, antes que los circos. Una de las razones por las cuales preferían los teatros era la clandestinidad: un escenario de teatro es más reservado que una pista de circo. 

En el circo el público permanece sentado rodeando al artista en ese círculo casi perfecto y lo puede observar muy de cerca, de manera que es capaz de captar cada uno de sus movimientos. De ahí la necesidad de crear espectáculos especiales, adaptados a la pista de circo.  Para llevar a cabo sus trucos de magia con éxito, el mago no sólo debía tener una estupenda habilidad, sino que además debía ser un maestro de la diversión y ser capaz de trabajar con el  público. A menudo, el mago sólo necesita un segundo para despertar su interés y distraer su atención de lo que realmente está ocurriendo. 

FRIA-NED

El hechicero lovaniense Frans Immerechts (1911-1985) actuaba en salas de música y en circos, tanto en su país como en el extranjero, bajo el nombre de Fria Ned, “El genio de Bagdad”. En Bélgica trabajaba para los circos Minnaert, Tondeurs, Demuynck y Jhony. También viajó al Congo con el Circo De Jonghe. El principal país extranjero donde trabajó fue España, aunque también lo hizo para el gran Circo Nock en Suiza. 

Sus números como “Barman diabólico” con “Magic Drinks” y el número de títeres con sus marionetas “Crazy Head’s” fueron muy exitosos. En sus comienzos le ayudaba su primera mujer Rose Vanvoorden, pero murió prematuramente a los veinticinco años de edad. 

Unos cuantos años más tarde, Frans Immerechts se casaría con Colette Bertrand, quien le acompañaría y asistiría hasta el final de su carrera.

Créditos: reportaje

tekst — Marie Vandecaveye, Nele Van Uytsel, Els Veraverbeke

Créditos: todos los contenidos multimedia
En algunos casos, el reportaje destacado es obra de un tercero independiente y no siempre representa los puntos de vista de las instituciones indicadas a continuación, que son las que han proporcionado el contenido.
Traducir con Google
Página principal
Explorar
Cercano
Perfil