El surrealismo de Frida Khalo

Con esta galería, se expone a una artista netamente mexicana, que a pesar de expresar que sus pinturas no eran surrealistas porque ella no pintaba sueños sino su propia realidad,  sus obras están catalogadas dentro de la corriente del surrealismo por sus impactantes trabajos. 

FRIDA Y LA CESÁREA. Pintura incompleta. Se cree que la inicio ya estando embarazada, después de abortar por segunda ocasión, situación que puso en riesgo su vida, ya no quiso terminar este trabajo y se avocó a realizar su siguiente obra.
EL MARXISMO DARÁ SALUD A LOS ENFERMOS. Esta obra es la última que conocemos de Frida Khalo, pintura que tiene rasgos políticos e incluye muchos símbolos marxistas.
MI NANA Y YO. La artista consideraba a este cuadro como uno de sus trabajos más fuertes. Frida no fue amamantada por su madre, sino por una nodriza india, la pintora representa la relación de frialdad entre ambas por medio de una máscara.
UNOS CUANTOS PIQUETITOS. Obra producto del dolor causado por la infidelidad de Diego con su hermana. Acabado el cuadro Frida le dió un toque final plasmando a fondo sus emociones, apuñalando varias veces el marco del cuadro.
SIN ESPERANZA. Sin apetito por sus tantas operaciones le recetan reposo absoluto y una dieta a base de purés. En la parte de atrás de la pintura, Frida escribió lo siguiente: "a mí no me queda ya ni la menor esperanza . . . . todo se mueve al compás de lo que encierra la panza"
LA COLUMNA ROTA. Frida sola, llorando en una basta llanura bajo un cielo tormentoso, manejando su dolor físico y emocional por sí misma. Frida dijo: "mira los ojos muy de cerca . . . . las pupilas son palomas de la paz. Esta es mi bromita sobre el dolor y el sufrimiento.
RETRATO DE LUTHER BURBANK. En este trabajo de Frida abandona la representación literal de la realidad externa. Luther burbank fue un horticultor famoso por sus inusuales híbridos vegetales y frutales, Frida lo muestra como un híbrido mitad humano, mitad árbol.
HENRY FORD HOSPITAL. En este turbador trabajo, Frida se pinta a si misma acostada en una cama de hospital despúes de un aborto involuntario, contiene varios elementos ligados al color rojo sangre que ella sostiene contra su estómago como si fueran cordones umbilicales. La imagen principal es un feto masculino perfectamente formado.
LA FLOR DE LA VIDA. Frida pinta una mandrágora invertida con la forma de los órganos sexuales femeninos y masculinos, en el fondo el sol genera vida, esperma brota de los estambres fálicos y las hojas con forma de vagina forman la matriz de pétalos que protege el feto en desarrollo.
Credits: All media
This user gallery has been created by an independent third party and may not always represent the views of the institutions, listed below, who have supplied the content.
Translate with Google
Home
Explore
Nearby
Profile