Guillermo Haro: una mirada a las estrellas

Instituto Nacional de Astrofísica, Óptica y Electrónica

Conoce la trayectoria de este astrónomo mexicano y sus aportes al conocimiento del universo. 

De abogado a astrónomo
Guillermo Haro tenía siempre la mirada puesta en el cielo, siempre intentando develar sus misterios; sus descubrimientos abrieron nuevas líneas de investigación en la astronomía, pero también tenía la misma pasión por los problemas sociales de nuestro país. El destacado astrónomo y humanista mexicano, nació el 21 de marzo de 1913 en la Ciudad de México. Estudió en la Escuela Libre de Derecho y en la Facultad de Filosofía y Letras de la UNAM. Posteriormente realizó estudios y trabajos de investigación astronómica en la Universidad de Harvard.

Gran parte de la investigación del Dr. Haro estuvo dedicada a la formación estelar.
Con la Cámara Schmidt de Tonantzintla descubrió una gran cantidad de las estrellas llamadas T-Tauri, así como estrellas ráfaga.

Llevó a cabo otras búsquedas, como la centrada en objetos azules donde se descubrieron enanas blancas, estrellas azules en el halo de la galaxia, cuásares y galaxias azules con líneas en emisión muy intensas que llevan el nombre de galaxias Haro.

En colaboración con William Luyten extendió la búsqueda hacia objetos azules aún más débiles utilizando la Cámara Schmidt de Palomar, descubriendo los denominados objetos PHL (Palomar Haro Luyten). Muchos de ellos resultaron ser cuásares, objetos que brillan como cien galaxias juntas y que nos han permitido estudiar el universo a grandes distancias, es decir en sus etapas tempranas.

Guillermo Haro y su equipo llevaron a cabo muchos otros descubrimientos: supernovas y novas, nebulosas planetarias y un cometa, llamado Haro-Chavira, que hicieron de ésta una época dorada para la astronomía mexicana.

El 8 de diciembre de 1954 se tomaron varias placas astronómicas, con la cámara Schmidt de Tonantzintla, de la región del cielo que corresponde a la constelación del Toro. En estas placas el doctor Guillermo Haro y el astrónomo Enrique Chavira descubrieron un cometa que posteriormente fue bautizado como C/1954 Y1 Haro-Chavira pero que coloquialmente conocemos como el cometa Haro-Chavira.

Mexicano eminente
El Dr. Guillermo Haro tiene una gran cantidad de logros y distinciones científicas. Fue el primer astrónomo en ingresar al Colegio Nacional, volviéndose el miembro más joven. Fue Director del Observatorio Astronómico Nacional (OAN), del Observatorio Astrofísico Nacional de Tonantzintla (OANTON), y del Instituto Nacional de Astrofísica, Óptica y Electrónica (INAOE).

Como promotor de la ciencia, fue fundador y editor del Boletín de los Observatorios de Tonantzintla y Tacubaya, co-fundador del Seminario de Problemas Científicos y Filosóficos, precursor del Observatorio Astronómico Nacional en San Pedro Mártir, promotor de la creación del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (CONACYT), creador del INAOE y del Observatorio de Cananea, que hoy lleva su nombre: Observatorio Astrofísico Guillermo Haro (OAGH).

El Observatorio Astronómico Guillermo Haro
En los años 80 el doctor Guillermo Haro estaba decidido a construir un nuevo observatorio astronómico en un lugar de la República con buena visibilidad, poca contaminación y muchas noches para la observación; ya antes, en 1972 había fundado el Instituto Nacional de Astrofísica, Óptica y Electrónica (INAOE), en Tonantzintla, y había sido director general del Instituto de Astronomía de la UNAM. Escogió una montaña cerca de Cananea, Sonora, para instalarlo.

Haro decidió fabricar en México el espejo para el telescopio de 2.14 metros de diámetro, el más grande jamás hecho en Latinoamérica, y la computadora que gobernaría los movimientos del aparato, así como la parte civil y electromecánica. Fue necesario empezar desde fabricar la máquina para tallar el espejo, y diseñar el control computarizado.

En Cananea, una ciudad minera, y llena de historia, Guillermo Haro compró una casa histórica para ocuparla como cuartel de operaciones del proyecto.

El 8 de septiembre de 1987 se realizó, en la Sierra de la Mariquita, en Cananea Sonora, la ceremonia de inauguración del Observatorio Astronómico Guillermo Haro.

Comenzó así su fructífero quehacer científico que no se ha detenido hasta el día de hoy.

Sus restos mortales se encuentran en la Rotonda de los Hombres Ilustres y en las instalaciones del INAOE, en el
cerro de Tonantzintla, donde llevó a cabo la mayor parte de los descubrimientos astronómicos que pusieron a México en el primer plano de la astronomía mundial.

Credits: All media
The story featured may in some cases have been created by an independent third party and may not always represent the views of the institutions, listed below, who have supplied the content.
Translate with Google
Home
Explore
Nearby
Profile